Los dados, un juego que cuenta con variantes para ganar

Los dados, un juego que cuenta con variantes para ganar

Los casinos, así como el casino online, te ofrece un sinfín de juegos entre los que se encuentran los dados, un juego que cuenta con variantes para ganar de maneras que jamás antes te habrías imaginado; por ello, te invito a que descubras un mundo de posibilidades de jugar con los dados, sin tener que llegar a una rutina. Es más, si lo deseas, puedes realizarle las adaptaciones que prefieras, para que los fines de semana en familia, se convierta en un juego de mesa que todos puedan disfrutar. Por ejemplo, el primero que pierda lava los platos, el segundo prepara el café y así sucesivamente, y todos se diviertan aprendiendo también, tareas familiares.

¿Alguna vez te imaginaste, o tan sólo soñaste con jugar Blackjack con los dados? Sí, hay una estrategia de juego que te permite disfrutar de los dados mientras apuestas a la veintiuna (Blackjack).

Dados-Casinos

¿Te lo cuento? Primero, es que no tiene límite de jugadores, lo cual es verdaderamente interesante, así de esta manera, nadie quedará sin jugar. Cada uno de los que se atrevan a divertirse, apostarán por igual.

¿Cuál es el objetivo del que quiere ganar? Bueno, los dados que se usan son dos y conseguir 21 puntos es la meta máxima; y ojo con la mínima, porque pasarse de 21, automáticamente te dejará afuera.

Se tiraran los dados una vez por cada integrante y por vuelta. Cuando te acerques al 21 evalúa si hacer una última tirada o plantarte, y al final de las rondas, el que más se acerque a los 21 puntos o consiga generar 21 puntos, será el ganador.

Para destacar, en cada vuelta se van sumando los puntos de los dos dados que se tiran, pero cuando el jugador consigue 14, entonces se reduce a la tirada de un sólo dado, lo cual lo hace aún más emocionante.

En el caso que se dé la casualidad de que dos o más jugadores empatan, se sigue jugando hasta el desempate; la meta final es que haya un sólo ganador del pozo. ¡Diviértete!

Sin Comentarios

Deja tu comentario